(La Voz de Michoacán).- El Gobernador del Estado, Silvano Aureoles Conejo, afirmó que no descansará hasta tener plenamente pacificado a Michoacán, “tiene que prevalecer el Estado de Derecho, el respeto y la aplicación de la ley”, al encabezar la cuarta reunión plenaria de la Mesa de Seguridad y Justicia de Apatzingán.

Acompañado por los integrantes del Grupo de Coordinación para la Seguridad de Michoacán, el mandatario sostuvo ante las y los representantes de los distintos sectores, que en próximos días despachará desde la región de Tierra Caliente y con ello se instalarán una buena parte de las dependencias gubernamentales en dicha zona.

Señaló que las tareas de reconstrucción no solamente son un asunto policial sino tienen que ver con una política integral sobre todo de atención a los jóvenes, por lo que precisó que se implementarán una serie de acciones desde diversos frentes para tal fin.

Aureoles Conejo reconoció la presencia de las y los integrantes de la Mesa y destacó la importancia que tiene dicho órgano, los cuales suman siete en total en las distintas regiones del estado, y cuentan con la participación activa de la ciudadanía, lo que dijo, es una de las cosas más relevantes de este esfuerzo.

Luego de escuchar los planteamientos de los diversos sectores, reiteró que la seguridad es un eje prioritario de su administración; “la reconstrucción no será un proceso sencillo pero que la decisión está tomada y vamos para adelante tope donde tope, este estado tiene que recuperar la paz y la seguridad”.

Comments

comments