Romney provoca indignación palestina por declaraciones en Israel

Romney provoca indignación palestina por declaraciones en Israel

Like
71
0
Monday, 18 November 2013
Noticias USA

JERUSALEN (AP) — El aspirante presidencial estadounidense Mitt Romney le dijo el lunes a donantes judíos que su cultura forma parte de lo que les ha permitido ser más exitosos económicamente que los palestinos, cuyas autoridades respondieron de inmediato que esas declaraciones eran racistas y ajenas a la realidad en el Medio Oriente.

El equipo de campaña de Romney dijo más tarde que sus declaraciones fueron muy mal interpretadas.

“Cuando uno viene aquí y ve el producto interno per capita, por ejemplo, en Israel que es de casi 21.000 dólares, y lo compara con el producto interno per capita en las zonas administradas por la Autoridad Palestina, que es más parecido a 10.000 dólares, uno observa una diferencia drásticamente marcada en la vitalidad económica”, dijo Romney.

El virtual candidato republicano hizo las declaraciones ante unos 40 donantes acaudalados durante un desayuno en una mesa en forma de U en el lujoso hotel King David.

Romney aseguró que algunas versiones económicas han teorizado que “la cultura hace todo el cambio”.

“Y cuando llegó aquí, miro esta ciudad y contemplo los logros de la gente de esta nación, reconozco el poder de al menos la cultura y otras cuantas cosas”, declaró Romney al citar un clima de innovación empresarial, la historia de prosperidad judía en circunstancias difíciles y la “mano de la providencia”.

Puntualizó que una disparidad similar existe entre países vecinos, como México y Estados Unidos.

Los palestinos reaccionaron rápida y puntualmente.

“Es una declaración racista, y este hombre no se da cuenta que la economía palestina no puede alcanzar su potencial debido a que existe una ocupación israelí”, manifestó Saeb Erekat, un prominente asesor del presidente palestino Mahmud Abbas.

“Me parece que este hombre carece de información, conocimiento, visión y comprensión de esta región y de su gente”, agregó. “También carece de conocimiento sobre los mismos israelíes. No he escuchado que algún funcionario israelí hable de superioridad cultural”.

La disparidad económica entre los israelíes y los palestinos es, de hecho, mucho mayor que la señalada por Romney. Israel tuvo un producto interno bruto per capita de unos 31.000 dólares en 2011, mientras que en Cisjordania y Gaza fue de poco más de 1.500 dólares, según el Banco Mundial.

Romney, sentado junto al multimillonario y dueño de casinos Sheldon Adelson a la cabeza de la mesa, le dijo a los donantes en un encuentro para recaudar fondos que había leído libros y confiaba en su propia experiencia empresarial para comprender los motivos de una diferencia tan grande.

Romney no mencionó que Israel ha controlado Cisjordania, la Franja de Gaza y la parte oriental de Jerusalén desde que las capturó en la guerra de 1967.

El Banco Mundial y el Fondo Monetario Internacional han dicho varias veces que la economía palestina sólo podrá crecer cuando Israel levante las restricciones que le ha impuesto.

Mientras crecían las críticas a esas declaraciones y Romney viajaba a Polonia, la vocera de su equipo de campaña, Andrea Saul, dijo: “Sus comentarios fueron terriblemente tergiversados”.

El equipo de campaña afirma que la comparación que hizo Romney de países que están tan próximos y tienen amplias disparidades en el ingreso —como Estados Unidos y México, Chile y Ecuador— muestra que sus declaraciones fueron más generales que solamente la comparación entre Israel y los palestinos.

En sus presentaciones en Estados Unidos, Romney acostumbra destacar a la cultura como un elemento clave para el éxito y enfatizar la fuerza del espíritu estadounidense emprendedor en comparación con los valores de otros países.

Pero la decisión de resaltar las diferencias culturales en una región donde han contribuido a avivar la violencia durante varias generaciones suscita nuevos interrogantes sobre las aptitudes diplomáticas de Romney.

Comments

comments