Ciudad Altamirano, Gro. Mientras la Secretaría de Desarrollo Rural (Seder), aseguró que en el estado “estamos prácticamente sin presencia del uso del clenbuterol para la engorda de ganado”, el retirado capitán segundo de sanidad del Ejército Mexicano, Héctor López Hernández, sugirió que el consumidor exija que la carne que adquiere, esté certificada como libre de esta hormona, pues la autoridad en materia de sanitaria, tiene abandonada a la región calentana.

Y es que en coincidencia con el secretario de Salud en la era de Zeferino Torreblanca Galindo, Luis Rodrigo Barrera Ríos, quien dijo la carne engordada con clenbuterol, puede derivar en un paro cardiaco en el que lo consume, la afectación, puede ser lenta o rápida, “pero va a terminar haciendo daño”, explicó el médico militar en retiro.

La carne engordada con clenbuterol como asesino del corazón, “es una realidad, comparto la opinión del ex secretario, hay que recordar que es una hormona mal utilizada, que en dosis altas, va a lograr para el ganadero que su animal obtenga mayor capacidad muscular, más grasa, más peso, pero va a perjudicarle a la población”.

Dijo que el producto va a metabolizarse en el hígado del animal, “aquí se va a quedar y también va a pasar a todo el organismo, tenemos la costumbre en esta región y otros estados, a degustar de las vísceras, nos encanta comer el hígado, pero en estas condiciones es mortal para el que lo consume”.

El problema puede ser lento, progresivo, “para va a causar daño, o puede ser masivo, de hecho ya se han presentado casos de personas intoxicadas por clenbuterol por personas que consumieron principalmente hígado. Los efectos por el paro cardiaco puede ser inmediato, cuando se consume carne sobresaturada de esta hormona”.

O bien la intoxicación en el menor de los casos y que puede tratarse. Se debe recordar que todos los medicamentos tienen efectos secundarios, dijo, “si este efecto secundario que presenta el paciente y que es susceptible al clenbuterol, va a desarrollar un problema cardiaco importante que puede ser una arritmia”.

Las autoridades minimizan el tema, pues la región está abandonada en los temas sanitarios, dijo, y pidió que la vigilancia sanitaria sea estricta, pues tendría que haber una certificación de la carne que se trae de otros lugares. Por ello la población debe de levantar la voz y quien es la directamente afectada al ser la que se le está vendiendo, que la carne tenga certificado libre de clenbuterol.

No es suficiente con la versión de la autoridad porque “no podemos creerle que efectivamente no se está consumiendo, porque a veces aquí no se tiene capacidad humana para movilizar certificadores, y o se tiene un control, que va a carecer de supervisión de los rastros y de las zonas ganaderas”.

Cambiar esta realidad es difícil, pues no está a la mano de la ama de casa, conocer lo que está consumiendo o lo que le lleva a su familia. La carencia de mucha población es grande, y cuando se tiene acceso son momentos muy reducidos y bueno, “solicitar que se haga un estudio, pues caray, se pide mucho.

“Para tener confianza. Esa es la función de la autoridad, pero no está haciendo su papel correctamente, aquí si no tiene para donde darle. No se le puede pedir a la comunidad a que colabore, aquí la oficina de regulación sanitaria, las normas sanitarias llegan a tolerar cierta cantidad, no es que esté siendo libre de este producto, no se puede del todo.

“Pero hay una tolerancia, aquí lo que pasa es que los que sacan el beneficio, son los malos ganaderos que siguen practicando esto, porque existe gente que hace un trabajo adecuado, pero los

Prácticamente sin presencia

Para el subsecretario de Desarrollo Rural, Francisco Espinoza Hilario, en la entidad es casi un hecho que no hay ganado engordado con clenbuterol, “prácticamente está sin presencia en este momento porque hay una acción de parte de Sagarpa y nosotros, donde el ganado se muestrea periódicamente.

“Se toman muestras de sangre y a nivel de rastro también se hace. Entonces, quienes estaban haciendo esto, ya no existen, prácticamente se subsanó”. Para el funcionario estatal la carne del estado ya puede competir y entrar en las tiendas departamentales, solo que a veces “no tenemos la constancia que exige la tienda de autoservicio.

Artículos Relacionados

http://despertardelsur.com/ds/

Comments

comments