no-cover

Resistencia de jóvenes a optar por carreras ligadas al sector primario en Michoacán

Like
85
0
Sunday, 05 January 2014
Noticias de Tierra Caliente

El 90 por ciento de las carreras con vocación productiva, ligadas al sector primario de la economía, son ofertadas en instituciones de educación superior pública en la entidad, según información de la Secretaría de Educación en el Estado (SEE). Sin embargo, estas carreras enfrentan problemáticas desde colocación en el mercado de trabajo para sus egresados, hasta el desafío cultural que implica dejar de optar por las carreras tradicionales como derecho o administración. En la Universidad Michoacana uno de cada diez alumnos estudia carreras ligadas al sector productivo del estado.

En el caso del sector privado, la mayoría de su oferta se concentra en ofertar las llamadas carreras tradicionales, enfocadas al sector de servicios. En el ámbito público existe otra oferta menor de carreras como las ingenierías en Ciencias de los Materiales, Siderurgia y Metalurgia, pero también vinculadas con el sector productivo del estado.

Existen casos, como la Escuela de Ciencias Agropecuarias de la Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo (UMSNH), ubicada en Apatzingán, que fue diseñada de acuerdo a la vocación productiva de la región de Tierra Caliente, sin embargo su matrícula no es muy amplia y los jóvenes de la región optan por opciones educativas ofertadas en Morelia y Uruapan.

Es importante señalar que una revisión de las ofertas educativas de todos los Tecnológicos del estado, independientemente de la región en la que estén ubicados, casi en su totalidad ofrecen las mismas carreras como son Ingeniería en Sistemas Computacionales, Industrial y Química.

Donde hay diversidad en la oferta es en las carreras de Mecatrónica, Nanotecnología, Ingeniería Biomédica e Innovación, aunque en menor relación con las carreras que se duplican.

Moisés Gómez Morán, funcionario de la Subsecretaría de Educación Media Superior y Superior en el Estado, explicó que se requiere que el gobierno del estado, así como la Federación, continúe con los proyectos como el parque agroindustrial en la inconclusa Ciudad del Conocimiento, donde junto con las instituciones de educación superior se busca promover la investigación que permita detonar el desarrollo agroindustrial, de tal manera que en lugar de ser productores y exportadores de frutales, se asigne mayor valor agregado a los productos del campo, además que se generen nuevos empleos.

El funcionario destacó que en el sistema público de educación superior es donde se ofrecen estas carreras como Sustentabilidad, Producción de Energías Alternativas, las innovaciones en Nanotecnología, Electrónica y Computación, que van ligadas a soluciones de los problemas propios de la industrialización.

Gómez Morán destacó que las mayores concentraciones de matrícula, como tendencia nacional, y por lo tanto de cobertura, recaen en las capitales de los estados, en las áreas metropolitanas, así como en ciudades de tamaño intermedio. En cambio, en los municipios del ámbito rural, en ciudades pequeñas, en las zonas fronterizas del país, así como en la región costera el número de instituciones de educación superior públicas o particulares resulta claramente insuficiente para atender la demanda.

El modelo de centralización que anteriormente se circunscribía a la capital de la República y a las principales ciudades del país se ha modificado, pero aún prevalece una tendencia centralizadora en el ámbito estatal, en donde salvo contadas excepciones, las capitales de las entidades federativas concentran los servicios públicos y privados de educación superior, afirmó.

El funcionario detalló que las cinco carreras tradicionales con mayor número de estudiantes son Derecho, Contaduría, Educación Básica, Computación y Sistemas y Administración, en las cuales disminuyeron su peso en la matrícula total, al pasar de casi 31 a 27 por ciento, esto a nivel nacional.

El funcionario detalló que en general, en la educación superior en Michoacán en los últimos años ha existido un incremento de la matrícula, de un catorce por ciento, con catorce mil 078 egresados en el ciclo escolar 2010-2011 y de quince mil 988 egresados en el ciclo siguiente.

Cuestiona sobre el número de carreras que se duplican en las instituciones de educación superior en el estado, manifestó que si bien hay ofertas similares en la revisión de planes de estudio que se hace por lo menos cada cinco años, las supervisa el Consejo para la Acreditación de la Educación Superior, para que los planes y programas respondan a necesidades de su entorno.

El funcionario explicó que existe el proyecto de crear dos universidades politécnicas en las ciudades de Uruapan y Lázaro Cárdenas, que aún no se concretan pero que ofrecerían carreras también bajo la idea de la vocación productiva, pero bajo otros enfoques, debido a que los docentes que impartirían clases en esos espacios deben tener como mínimo el nivel de maestría para dar clases.

Comments

comments