Matías Britos tiene dos perspectivas del partido ante Xolos; por un lado, molesto por no ganar en casa, pero por otra parte destacó la capacidad de Pumas para reaccionar tras ir abajo 0-3 en el marcador.

“Nos preocupa porque no es lo que queremos (no ganar en casa), pero mostramos rebeldía y eso es positivo”.

Acerca de su rol como suplente, Britos simplemente dijo que él hace lo que el entrenador pide y si le toca entrar desde la banca o no jugar, respeta las decisiones de Palencia.

Por otra parte, el delantero también habló del próximo partido de Concacaf ante Tigres, por los cuartos de final. El duelo de ida será este miércoles en el Volcán.

“Nos ha ido mal allá siempre, pero tenemos una ganas bárbaras de revertir eso. Es diferente la situación pero queremos sacar un buen resultado”.

En tanto, Abraham González mostró su molestia porque -a su juicio- Pumas suele ser masoquista en los partidos.

“Parece que nos gusta sufrir, siempre se ponen por delante los rivales y tenemos que remontar y la verdad que cuesta cada partido y esperemos que ya no pase. Lo bueno de Pumas es que no baja la cabeza”, finalizó.

Comments

comments