México detuvo a más de 20 personas y dio muerte a dos en una operación contra el cártel de Sinaloa en una zona desértica de Sonora (norte), fronteriza con Estados Unidos, informaron autoridades de ambos países este domingo.

Los agentes habían detectado un predio custodiado por personas armadas en Sonoyta, fronteriza con Lukeville (Arizona), e hicieron un operativo por tierra y aire en el que fueron atacados, según un comunicado de la Comisión Nacional de Seguridad (CNS) de México.

“Los efectivos policiales fueron recibidos con disparos de armas de fuego por parte de quienes se encontraban en el predio, por lo que repelieron la agresión” dejando a dos presuntos delincuentes muertos, señala el texto de la CNS.

“El resto depusieron las armas, por lo que se entregaron”, añadió la dependencia, que situó en 22 el número de detenidos pero no precisó la fecha del operativo ni mencionó al grupo delincuencial.

No obstante, las autoridades de Estados Unidos aseguraron que la operación secreta, denominada ‘Diablo Express’, fue el viernes y tuvo como objetivo al cártel de Sinaloa, que trafica drogas y migrantes a territorio estadounidense. El capo de ese cártel, Joaquín ‘El Chapo’ Guzmán, fue recapturado por las autoridades mexicanas el pasado 8 de enero.

“Debido a su carácter, esta operación fue manejada con el mayor secreto para preservar el elemento sorpresa y mantener la seguridad de las fuerzas del orden mexicanas que la ejecutaron”, indicó en un comunicado Gillian Christensen, portavoz del servicio de Inmigración y Aduanas de Estados Unidos.

El texto estadounidense sitúa en 24 el número de detenidos y no menciona muertos.

Según Christensen la operación dejó “el arresto de 24 miembros de la organización, así como la requisa de varias armas de diferentes calibres y de cientos de libras de narcóticos, permitiendo asestar un duro golpe al cartel de Sinaloa”.

De su lado, la CNS dijo que durante el operativo se incautaron diversos paquetes con unos 250 kilos al parecer de marihuana y 18 armas de fuego -15 fusiles de asalto y tres armas cortas- así como cartuchos de diversos calibres.

De acuerdo con las primeras investigaciones, el predio objeto de la operación era usado “para el almacenamiento de droga, mantener a migrantes y su posterior traslado a los Estados Unidos”, dijo la CNS.

Todos los detenidos fueron puestos a disposición de la Fiscalía General mexicana.

Por su condición fronteriza, Sonora es un Estado con fuerte presencia de los cárteles de las drogas y una de las regiones más violentas del país.

Comments

comments