Subejercicios en dependencias, programas que carecen de reglas de operación, falta de maquinaria, irregularidades en el pago a trabajadores, debilidades en los sistemas de control interno, obras a las que sólo se destinó el anticipo, recursos que se distrajeron a otros fines a los originalmente previstos, gastos sin comprobación, apoyos discrecionales, son algunos de los hallazgos reportados por la Auditoría Superior de Michoacán, en su informe sobre la revisión a la Cuenta Pública 2012, la primera de la administración encabezada por Fausto Vallejo Figueroa.

El documento de cuatro mil 255 cuartillas, contiene el informe de la fiscalización a 20 Unidades Programáticas Presupuestarias de las 78 que existen en la entidad, algunas de ellas causa probable de quebrando a la hacienda pública estatal.

Del presupuesto ejercido por el estado en 2012, se fiscalizó el 36.09 por ciento del total, determinándose 339 observaciones a las 20 entidades fiscalizadas.

Secretaría de Comunicaciones y Transportes

En esta dependencia se revisaron cuatro programas que ejercieron un presupuesto de 166.4 millones de pesos, lo que representa el 64.86 por ciento del total ejercido por la dependencia de 256.5 millones en 2012.

Sobre el programa de “Fortalecimiento con Maquinaria a Obras Estatales y Municipales”, la Auditoría detectó duplicidad en días de comisión; irregularidades en la verificación de personal; falta de maquinaria y parque vehicular; diferencia en el inventario de maquinaria según el acta de entrega-recepción y en el patrimonio estatal.

Además en dicho programa hay diferencias en el inventario de maquinaria según la dependencia y Patrimonio Estatal, además de incongruencias en los convenios de coordinación suscritos con los municipios; comisiones de trabajadores no devengadas; y, documentos de afectación presupuestaria sin comprobación del Capítulo 1000 correspondiente a Servicios Personales.

Derivado de esto, el órgano fiscalizador formuló 13 pliegos de observaciones tan sólo en este programa.

En obra pública, dentro de los programas “Carretero”, “Edificación e Infraestructura en Espacios Públicos”; e “Infraestructura para la Educación Superior”, la Auditoría detectó la existencia de 24 pliegos de observaciones, que podrían derivar en daños y perjuicios a la hacienda pública del estado y/o incumplimiento a la normativa aplicable; asimismo, se detectaron debilidades en los sistemas de control interno de la dependencia.

El informe de la Auditoría señala que la obra pública ejecutada por la SCOP en 2012, se trata de acciones iniciadas en 2011 y que fueron refrendadas en 2012, y que en algunos de los casos aún siguen en proceso.“La mayoría de obras reportadas por la SCOP en el ejercicio fiscal 2012, pudieron ser revisadas de manera parcial y no de manera integral puesto que en su mayoría no están concluidas ni finiquitadas”.

Secretaría de Desarrollo Rural

Aquí en materia financiera la Auditoría revisto el programa “Cruzada estatal del maíz y otros granos”, en donde se ejercieron 115.5 millones de pesos que fueron revisados en su totalidad, dando como resultado el hallazgo de nueve actos y omisiones, dos administrativos y siete económicos que “podrían derivar en daños y perjuicios a la hacienda pública del estado y/o incumplimiento a la normativa aplicable”.

Del análisis a la información y documentación que proporcionó la dependencia sobre ese programa, se detectó que utilizaron partidas no previstas en la norma.

Además para la adquisición de biofertilizante y de semilla certificada de avena, así como de los apoyos para semilla certificada de maíz y a la producción de sorgo, de los 65 millones 492 mil 460 pesos presupuestados, sólo se ejercieron recursos 58 millones 414 mil 849 pesos, por lo que hay un subejercicio de siete millones 77 mil 611 pesos que aún deberá ser aclarado.

A lo anterior se suma, que se tomaron recursos por 974.9 mil pesos para pagar personal eventual de una partida diferente a la normativamente establecida.

También la SEDRU otorgó recursos a un Grupo de Trabajo denominado ”Lagunillas”, en el municipio del mismo nombre, sin que hubiera convenio de por medio.

Las cuentas tampoco cuadran en los recursos pagados a beneficiarios de Huetamo, Huiramba, Pátzcuaro y Querndaro, en donde existen 209 mil 159 pesos sin comprobación. Lo mismo en los recursos provenientes de la ampliación presupuestal que SEDRU tuvo en 2012, que debían ser destinados al apoyo de 242 productores de maíz y sorgo pero al final se gastaron en la partida de “Gastos Relacionados con Actividades Culturales, Deportivas y de Ayuda Extraordinaria”, y “Conducción y Coordinación de Programas Adscritos”, todo ello por 8.7 millones de pesos.

Del análisis a la información, se detectaron también diversos apoyos de beneficiarios sin ningún lineamiento que regulara el monto de las ayudas, “por lo que se detecta un acto de discrecionalidad en el multicitado otorgamiento de recursos públicos”.

En cuanto a la obra pública, se detectó la existencia de 20 actos u omisiones, dos de tipo administrativo y 18 económico.

Secretaría de Urbanismo y Medio Ambiente

Sobre SUMA se destaca la ejecución del Programa de Conservación Comunitaria de la Biodiversidad (COINBIO) en el Estado de Michoacán 2012, para el que se firma un Convenio de Colaboración entre el Ejecutivo del Estado con la asociación Fomento Ecológico Banamex, para que una vez que se ministren los recursos al Fomento, éste entregue recibos deducibles como comprobación, pero tal evidencia no existe.

En cuando a los diversos convenios de coordinación, suscritos entre SUMA y el Fideicomiso Fondo Metropolitano de la Zona Metropolitana de Morelia, para la ejecución de obras que derivan de recursos de origen federal, se reportan financieramente al cien por ciento, pero físicamente con un avance parcial, identificándose ministraciones indebidas conforme a las condiciones pactadas, lo que originó incumplimiento por parte de los municipios en la ejecución de los recursos, y en consecuencia diferencias entre los avances físicos con los financieros.

DIF

En el caso del DIF la Auditoría revisó cuatro programas al cien por ciento, lo que dio como resultado 30 pliegos de observaciones, 12 de carácter financiero, y 18 económicos, éstos últimos por un importe de 186 millones 873 mil 468 pesos, “esta entidad no tiene un adecuado control en el manejo de su presupuesto”.

Se apunta que el DIF no cuenta con estados financieros armonizados de conformidad con lo establecido en la Ley General de Contabilidad Gubernamental y los presentados no proporcionan la transparencia a la totalidad de sus operaciones, por lo que no reflejan su situación financiera real, ni facilitan la fiscalización.

Comisiones Forestal y de Pesca

En el caso de la Comisión Forestal, de cuatro programas revisados la Auditoría concluye que se mantienen las acciones realizadas debidamente soportadas documentalmente con respecto al gasto de inversión.

No obstante se le efectúan cuatro observaciones, dos administrativas y una económica, ésta última por diez millones 210 mil 93 pesos debido a que no se aclaró la información sobre el costo de la producción de planta en el programa “Mantenimiento y producción de planta forestal”.

En cuanto a la Comisión de Pesca, de los siete programas que operó, la ASM revisó cinco, en donde “se cumplieron con las metas establecidas”, aunque hubo cuatro pliegos de observaciones que se levantaron, por falta de documentación, diferencia en un importe autorizado con lo ejercido, por no aplicar las penas convencionales, y por una obra inconclusa.

Instituto de Infraestructura Física Educativa

Múltiples son los señalamientos que efectúa la Auditoría sobre esta dependencia, tales como, inconsistencias en la aplicación del presupuesto; no cuenta con un Programa Operativo Anual; tuvo un subejercido del 72.5 por ciento de su presupuesto; no cumplió con los objetivos y metas señalados en el Programa General de Obra 2012; y las obras realizadas en 2012, fueron obras continuadas de ejercicio anteriores.

En el caso del Programa Infraestructura Educativa del Nivel Básico, no cumplieron con la normativa aplicable para la adquisición de los muebles, tampoco cumplieron objetivos y metas, ya que se entregaron incompletos y fuera de tiempo.

Sobre la contabilidad se señala que los registros en las cuenta contables, no reflejan importes reales que den certeza en los Estados Financieros presentados, y por lo tanto, no dan transparencia a las operaciones, por lo que se establece que éstos no reflejan la situación financiera real de la entidad; asimismo.

Referente a las obligaciones fiscales y prestaciones sociales, no se cumple en tiempo y forma con las obligaciones establecidas en las mismas, ya que no presentan evidencia documental del cumplimiento.

“Como puede apreciarse la entidad no cuenta con un buen control interno, no hay comunicación entre las áreas, no cumplen en tiempo y forma con los programas, ni con las obligaciones fiscales y prestaciones de previsión social, y por ende no cumplen con la finalidad de su creación”.

Es así como en materia financiera son 27 las observaciones efectuadas por la Auditoría a la dependencia.

Por lo que toca a la obra pública, se revisaron 12 obras de las que tres incumplen con las metas y los objetivos; en dos hay conceptos de obra no ejecutados; en dos más hay detalles de tipo constructivo; y en tres, falta documentación del expediente técnico unitario.

Son 17 los pliegos de observaciones que en materia de obra pública se efectuaron a la dependencia.

Junta de Caminos

Sobre la dependencia se apunta que carece de un adecuado manejo de su presupuesto, pues presentó un subejercicio presupuestal de 42.21, que proviene principalmente de reducciones al Capítulo 6000 de Inversión Pública, sin que se acrediten suficientemente las causas que las originaron y el destino que se dio a los recursos federales cancelados en caso de haber sido recibidos en tiempo.

Hay incumplimiento además en las obligaciones en materia de seguridad social de su personal, con un antecedente que data desde el 2011, lo cual generó el pago de multas y actualizaciones en el 2012.

Se detectó la carencia de métodos para evaluar el desempeño de los empleados tanto sindicalizados como del personal eventual. En total serían 15 las observaciones financieras a la dependencia.

En materia de obra, en algunos programas se considera baja operatividad técnica y administrativa debido a la carencia de documentación y controles, y se refieren múltiples irregularidades operativas. En total aquí son 32 pliegos de observaciones elaborados por la Auditoría que podrían derivar en daños y perjuicios a la hacienda pública del estado.

Comisión Estatal del Agua

De esta dependencia, la Auditoría revisó nueve programas al cien por ciento, de los que se derivaron 25 observaciones, determinando que la Comisión no tiene un adecuado control en el manejo de su presupuesto, en virtud de que hay reducciones del 69 por ciento del mismo, así como un subejercicio del 40 por ciento, lo que refleja que no se cumplieron con los objetivos y metas en el tiempo en que se tenía programado.

De la obra pública se detectó que algunas en su ejecución rebasan un ejercicio fiscal, sin que se cuente con el presupuesto total de las mismas. Es así como fueron siete las observaciones que en esta materia elaboró el órgano fiscalizador.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

http://www.cambiodemichoacan.com.mx/index1

Comments

comments